RÍO GRANDE

Pescadores artesanales realizaron donación a comedor comunitario

Una cooperativa de pescadores artesanales realizó una donación de pescado fresco al comedor comunitario “El Milagro”. Aseguran que la actividad los gratifica y sirve para “agradecer un poco a la gente de la zona”. También se refirieron a la actividad que desarrollan y el deseo de incrementar los niveles de producción.
martes, 13 de agosto de 2019 · 20:02

Florencio Hernández, integrante de la Cooperativa Extremo Sur, dedicada a la pesca artesanal, mencionó que la cooperativa es una iniciativa “de gente emprendedora y gente que conoce el tema del mar. Es lo que nos gusta hacer, de eso se trata, somos 10 personas agrupadas en una cooperativa que llevamos cuatro años trabajando”, destacó.

Después mencionó, en una entrevista por el programa radial “Desde las Bases”, que “para nosotros no hay invierno, se trabaja todo el año. Estamos trabajando con redes de costa y el producto que sale es róbalo, pejerrey, algo de salmón, un poco de cazón y con el cambio climático siempre sale un pescado diferente. Yo particularmente estoy pescando acá desde el año ´90, pero ya lo hacía en otras zonas antes”, señaló Hernández.

Mencionó que en otro momento eran “más pescadores artesanales, pero muchos se han dedicado a otra actividad o se han ido. Los más reconocidos pescadores han fallecido con el tiempo, nosotros seguimos este iniciativa que venimos proyectando desde hace mucho, desde hace años, de poder hacer donaciones a distintas instituciones”, remarcó.

En ese sentido el pescador artesanal dijo que se trata de “agradecer un poco a la gente de acá” y por eso resolvieron donar “pescado fresco para algún comedor comunitario de la zona”. Señaló que se trata de una actividad que les da “mucha emoción, por esto de donar, y lo hacemos con mucho gusto”, aseguró Hernández.

El integrante de la Cooperativa Extremo Sur comentó que por eso entregaron “una donación a uno de los comedores que funcionan en la zona de los asentamientos. Personalmente he pasado situaciones difíciles, así que sé cómo eso duele. Por eso la decisión de donar al comedor El Milagro, que es una institución pequeña que funciona con mucho amor”.

Se refirió también a la difícil situación social que se atraviesa en la provincia y el país, manifestando que “ojalá esta situación termine y que dejen de funcionar los comedores, pero porque la gente pueda comer en su casa y hacer una actividad productiva”, aclaró.

Para terminar recordó que antes funcionaban “como cámara de pecadores, pero no se pudo sostener, entonces nos asociamos como cooperativa para poder seguir trabajando. Por suerte estamos trabajando bien, esperemos en el futuro mejorar todavía más. Estamos vendiendo puerta a puerta y en algunos restaurants, porque tampoco hay gran cantidad de producción. Alguna vez hicimos una exportación a España, mandamos 15 toneladas de róbalo en 2008 a través de la pesquera que estaba en Ushuaia, ojalá alguna podamos retomar una producción de ese tipo”, concluyó el pescador artesanal.

Galería de fotos

Comentarios

Otras Noticias