La nena fue salvada por policías de morir asfixiada

Mujer encerró a su hija de 4 años en el auto y se fue "de compras"

Al ver a la niña gritando desesperadamente, dos policías no tuvieron más remedio que romper el vidrio trasero de la unidad -herméticamente cerrada- para rescatar a la criatura, sofocada y deshidratada. Cuando la 'mamá' retornó y vio el escenario, le importó más el agujero en el vehículo que la niña, e increpó a la autoridad.
viernes, 28 de diciembre de 2018 · 20:13

Una mujer de 38 años estacionó con su hija de 4 a bordo, cerró el vehículo completamente con la niña adentro y se fue "de compras", para luego retornar e increpar a dos policías por haber roto el vidrio para rescatar a la menor, y evitar que la chiquita pereciera por asfixia y deshidratación.


El incomprensible y aberrante episodio ocurrió ayer a plena luz del día en el barrio porteño de Palermo, más precisamente en la esquina de la avenida Córdoba y Acevedo, en momentos en que el termómetro registraba una temperatura ambiente superior a los 30°C.

 

Allí, esta sujeta decidió dejar a la infante encerrada a bordo de la VW Suran en la que viajaban y se fue irresponsablemente a comprar, sin tomar en consideración que la temperatura dentro del habitáculo donde abandonó a su hija, con el coche parado y herméticamente cerrado, era por demás agobiante e insoportable, además de la consecuente falta de oxígeno.

 

En este marco, dos uniformados que caminaban por la misma cuadra se anoticiaron del dantesco escenario, cuando vieron a esta criatura golpeando las ventanas y suplicando por salir, sofocada y deshidratada. Ante la ausencia de la "madre", no tuvieron otra alternativa más que romper uno de los cristales, y procedieron a sustraer a la pequeña, quien lloraba desconsoladamente.

 

Momentos después que los agentes evitasen lo que hubiera sido una horrible tragedia, esta irresponsable treintañera se hizo presente en el vehículo y, lejos de importarle el estado de salud de su hija, se mostró altanera e increpó a los oficiales por la rotura del vidrio.

 

La conductora fue detenida y quedó a disposición de la Justicia porteña, mientras que la menor fue trasladada a un centro de Salud para ser asistida por el cuadro de deshidratación y asfixia que presentaba.

Comentarios