CONDENADO POR TRATA

Morales pide prisión domiciliaria pero podría terminar en Ezeiza

La defensa de Víctor Morales, jefe del clan condenado por trata de personas en Tierra del Fuego, pidió prisión domiciliaria por padecer de diabetes. El escándalo lo desató el servicio penitenciario provincial, que avaló la solicitud porque no puede brindarle atención médica por esa enfermedad. Desde la fiscalía federal se adelantó el rechazo y sugerirán que, si en Tierra del Fuego no garantizan condiciones mínimas de salud, se lo traslade a una prisión federal, como Ezeiza, Marcos Paz o Rawson.
viernes, 09 de octubre de 2015 · 11:12
El fiscal García Lois planteó la "gravedad institucional” que surge de la postura del servicio penitenciario fueguino, porque habilita a la liberación de todos los detenidos, al no garantizar salud aun en patologías comunes.

Luego de la condena al clan Morales en el primer juicio por trata en la provincia de Tierra del Fuego, el servicio penitenciario provincial desató un escándalo que tendrá ribetes nacionales, al asegurar que no puede contener a Víctor Morales por padecer de diabetes y, con ese argumento avaló el pedido de prisión domiciliaria que planteó la defensa del proxeneta, a cargo del Dr. Raúl Paderne.

El fiscal federal de la causa Black & White, el Dr. Adrián García Lois, expuso por Radio Nacional Ushuaia la "gravedad institucional” que implica la postura del servicio penitenciario del gobierno de Ríos, y que habilitaría a todos los privados de la libertad a pedir la prisión domiciliaria, dado que no tienen garantías de un mínimo de atención para patologías comunes.

"La fiscalía está con mucha preocupación porque hemos tomado conocimiento de que la defensa del señor Víctor Morales ha pedido una detención domiciliaria argumentando cuestiones de salud”, explicó ayer el fiscal García Lois.

Relató que Morales "fue recientemente operado y le colocaron un stent”, un procedimiento común que no impide incluso trabajar, como ocurre con reconocidas figuras nacionales en la misma situación.
Expuso que el código prevé la prisión domiciliaria "solamente para personas mayores de 70 años o con una enfermedad terminal. El señor Morales lo único que tiene es una diabetes, así que nosotros dictaminamos que no corresponde otorgarla”, remarcó.
Fuente: Radio Nacional Ushuaia, Provincia 23
Foto: Lorena Uribe

Comentarios