CARTA ABIERTA PARA EL DIPUTADO FUEGUINO

Reclaman a Roma que retire proyecto de puente por territorio chileno

Desde diversos organismos no gubernamentales de Tierra del Fuego se le observó al diputado nacional del PRO, por Tierra del Fuego, que la ley 26.776 “está absolutamente vigente” y lo exhortaron a que “antes de proponer a los miembros del Congreso de la Nación el dictado de una Ley para que apruebe la construcción de un puente por Chile, haga cumplir” (la norma enunciada) y que “en el caso de demostrarse con todo el rigor técnico y científico que corresponde, no fuera posible concretar un cruce por aguas argentinas, avanzar con otras alternativas”.
domingo, 18 de diciembre de 2016 · 18:53

La Federación Popular del Transporte de Tierra del Fuego, envió una Carta Abierta de contenido muy crítico al diputado nacional Gastón Roma, a quien le ratificaron la necesidad de "un cruce soberano por aguas argentinas no un puente por chile” y le pidieron que "retire el proyecto de puente en territorio chileno”.

 

La misiva también fue firmada por el Centro de Veteranos de Guerra Islas Malvinas de Rio Grande, el Centro de Ex Combatientes de Malvinas en Ushuaia, la Unión Obrera Metalúrgica de Rio Grande, la Central de Trabajadores de la Argentina Autónoma de Tierra del Fuego, el Sindicato Unificado de los Trabajadores de la Educación Fueguina, la Asociación de Personal Universitario No Docente y la Universidad Nacional de Tierra del Fuego.

 

"Desde el comienzo de la década de los 70 el pueblo de Tierra del Fuego a través de sus representantes en el Congreso de la Nación ha venido buscando, con denodada insistencia la concreción de un cruce soberano por aguas argentinas”, recordaron desde los mencionados sectores al polémico parlamentario del PRO.

 

Argumentaron el planteo enunciado en la necesidad de "dejar atrás la dependencia histórica de tener como única vía de acceso para entrar y salir de la isla, transitar por Chile y ceñirnos a su sistema migratorio, aduanero, fitosanitario, de seguridad y reglamentación vial; a su servicio de transporte marítimo y tarifas; a sus conflictos sindicales, gremiales y sociales que con todo derecho el Pueblo Chileno decide encarar”.

 

Los autores del documento epistolar esgrimieron, además, "objetivos de independencia comunicacional a través de una conexión marítima que nos garantice estar siempre dentro del país y por ende no tener que hacer ningún trámite fronterizo”.

 

En ese marco ratificaron la decisión adoptada por el Parlamento Argentino, el 31 de Octubre de 2012, de "elevar al rango de política de estado” y sancionar "por unanimidad de ambas Cámaras, la Ley Nacional N° 26.776 de ‘Integración territorial”, que establece la conexión marítima entre la isla grande de Tierra del Fuego y el continente ‘en orden a la menor distancia posible’ a través de ‘buques portarodantes’ y la extensión de la Ruta Nacional N° 40 comunicando ‘las ciudades de Río Grande y Ushuaia’”.

 

En la Carta Abierta se le recordó a Roma que "aunque el Gobierno que se fue, no pudo, no supo o no quiso llevar adelante un proceso ordenado y efectivo de la Ley, la ley está absolutamente vigente”, razón por la cual le solicitaron "que antes de proponer a los miembros del Congreso de la Nación el dictado de una Ley para que apruebe la construcción de un puente por Chile, haga cumplir la Ley 26.776 y en el caso de demostrarse con todo el rigor técnico y científico que corresponde, no fuera posible concretar un cruce por aguas argentinas, avanzar con otras alternativas”.

 

"No se trata de la confrontación de dos proyectos”, le aclararon al legislador nacional "sino de su proyecto personal frente a una Ley Nacional vigente de alta jerarquía que estableció con carácter de política de estado la integración de la isla y el continente” que fue apoyada "por todo el país -representada por el voto unánime de Senadores y Diputados- y que simboliza acabadamente un modelo de desarrollo nacional con necesidades estratégicas en materia de soberanía, para el control, preservación y explotación de sus recursos en el atlántico sur y en el continente antártico”.

 

Por otro lado le alertaron que "un puente por Chile como Ud. propone no le dará trabajo a empresas constructoras argentinas, ni generará mano de obra argentina, ni comprará cemento, ni acero a las empresas argentinas, ni utilizará los servicios logísticos argentinos”, con el agravante de que tampoco "resuelve el problema fronterizo y va en contra de la independencia y soberanía comunicacional, garantizada en el artículo 14 de la Constitución Nacional”.

 

Desde la FEPOTRA y las demás organizaciones le pidieron a Roma qaue "tenga la misma vocación para proyectar y direccionar inversiones, puestos de trabajo hacia nuestro País” y que "utilice toda su energía, capacidad de gestión, inventiva y recursos parlamentarios, en gestar proyectos que se realicen dentro de nuestro País y que se transformen en factores de desarrollo para el País”.

Comentarios

Otras Noticias