EN EL CANAL SEÑORET

Joven de 23 años muere en Puerto Natales al caer su auto en aguas de canal

La víctima fue identificada como Brian Maldonado Gallardo, de sólo 23 años. Murió al caer con su auto en las aguas del canal Señoret, en la zona de la curva “El Bucanero”, a 1 kilómetro de Puerto Natales. Algunos medios aseguraron que se trataba de un argentino, pero desde la prensa chilena indicaron que era oriundo de Puerto Natales.
sábado, 15 de diciembre de 2018 · 12:42

“El hijo de una conocida familia natalina, perdió la vida en un accidente ocurrido ayer en la madrugada cuando el vehículo que conducía ingresó a las aguas del canal Señoret a un kilómetro al norte de la ciudad de Puerto Natales”, indica “La Prensa Austral”.

 

 

El mismo medio precisa que “La víctima fatal fue identificada como Brian Orlando Maldonado Gallardo, de 23 años, soltero, quien al momento de la tragedia -a las 6,30 horas- circulaba de norte a sur en demanda de la ciudad de Puerto Natales en su vehículo Peugeot, modelo 207, color gris”.

 

Por causas que se investigan, al enfrentar una curva de la carretera siguió de largo saliéndose del camino, ingresando al mar por una pendiente al costado norte de un estacionamiento que hay en el lugar.

 

Debido a la velocidad que se presume llevaba el automóvil se internó aproximadamente 30 metros hacia el interior del canal Señoret (en esos momentos había marea baja) hasta chocar contra una piedra que detuvo el vehículo, el cual quedó en su posición normal pero dando un viraje de 180 grados (mirando hacia el norte).

 

A consecuencia del feroz impacto el joven natalino habría salido expulsado del vehículo por el vidrio lateral del conductor.

 

Automovilistas que a esa hora circulaban por el lugar comunicaron a Carabineros y a la Capitanía de Puerto de la presencia de un vehículo en el sector el cual comenzaba a ser cubierto por el agua, en la medida que subía la marea.

 

Hasta dicho sector concurrieron efectivos de la Armada con dos buzos tácticos y un bote de goma. En esos momentos comenzaba un fuerte viento en dirección a la costa en el mismo sentido de la marea. Por ello, las operaciones de rastreo se centraron en un perímetro de 60 metros de largo por 20 de ancho cercano a la playa. Poco a poco se fueron acercando a la costa encontrando finalmente el cuerpo sin vida de Brian Orlando, el cual se encontraba flotando, cubierto por el agua.

Fuente: La Prensa Austral

 

 

Galería de fotos

Comentarios

Otras Noticias