CUIDADO Y CALIDAD DE VIDA

Los daños permanentes que causa el consumo de marihuana

Cada vez hay más estudios que demuestran que esta droga no es un producto 'inocente'.
Por 
martes, 22 de diciembre de 2015 · 08:45
La marihuana es la droga ilegal más usada y las consecuencias de su consumo no son tan "inocentes” como se cree.
 
Los efectos en las funciones mentales, incluidos el aprendizaje y la memoria, pueden durar mucho más allá de la primera sensación luego del consumo. Es decir que las funciones cognitivas de una persona pueden ser afectadas por más de un día incluso después de una dosis única.

Cuenta con casi 182 millones de consumidores. Le siguen los estupefacientes sintéticos, incluidas las anfetaminas y el éxtasis, con 52,7 millones. Luego los derivados del opio con 48,9 millones de consumidores, y la cocaína con 17 millones.

Incluso la tendencia señala que la marihuana está cerca de superar el consumo de tabaco, el cual se encuentra en una curva descendente a partir de prohibiciones y barreras sociales que desalientan a los fumadores.
 
Los efectos en el cerebro
En los últimos años, hubo un notable incremento de los estudios sobre los receptores cannabinoides naturales del cerebro y de los químicos que el mismo produce para interactuar con ellos (los "endocannabinoides”). Si bien la investigación es reciente, parece ser que reveló que cumplen un rol importante en funciones como el aprendizaje, el control de la ansiedad, y quizás sobre la reacción ante otras drogas, como el alcohol.

Debido a que el cerebro proporciona sus propios receptores cannabinoides, también debe proveer su propio compuesto para activar dichos receptores. Anandamine (el nombre proviene de ananda, la palabra sánscrita que significa felicidad) es uno de los compuestos que se encuentra naturalmente en el cerebro que se une con los receptores cannabinoides.

Existe otro que se denomina 2-AG, que también activa los receptores THC que están en el cerebro y se encuentra presente en cantidades que superan en 170 veces a la anandamida.

Estudios muy recientes sobre animales demostraron que los efectos del THC son bastante diferentes en adolescentes en comparación con los adultos. Por ejemplo, en lo que respecta al aprendizaje y a la memoria, el THC afecta la capacidad de aprender en animales adolescentes de forma más potente que en animales adultos.

Más de

Comentarios