CALIDAD DE VIDA

Cómo debe ser el desayuno ideal

La primera comida del día debe brindar entre el 20 y el 25% de las calorías necesarias para toda la jornada. Es clave la elección de los alimentos.
Por 
martes, 10 de noviembre de 2015 · 19:21
"Desayunar como un rey"  es lo que el organismo necesita para "romper" con el ayuno y reponer energías después de entre seis y diez horas de reposo.

Especialistas de la Asociación Argentina de Dietistas y Nutricionistas Dietistas (AADYND), la Sociedad Argentina de Nutrición (SAN) y la Federación Argentina de Graduados en Nutrición (FAGRAN) coincidieron en que luego de las horas de descanso es necesario romper el ayuno y reponer los niveles de energía a través de la glucosa (azúcar) que requiere el cerebro y los músculos para mantener una buena salud.

Estudios científicos aseguran que un buen desayuno debe brindar entre el 20% y el 25% de las calorías necesarias durante el día. Sin embargo, es fundamental que sea equilibrado, es decir, que incluya los nutrientes necesarios para un óptimo rendimiento físico e intelectual durante la mañana.

Qué debe incluir un buen desayuno

La licenciada en Nutrición Viviana Corteggiano (MN 795) es la presidente de AADYND y elaboró un listado con los infaltables en un desayuno ideal:

-Pan o cereales, preferentemente integrales. Son una excelente fuente de carbohidratos que aportan energía y proporcionan al cuerpo vitaminas y minerales. Los productos integrales también proporcionan grandes cantidades de fibra que favorece el buen funcionamiento intestinal e influye favorablemente en los niveles de colesterol sanguíneo.

-Productos lácteos, como la leche, el yogur y el queso, idealmente descremados, aportan proteínas de muy buena calidad, calcio y vitaminas A, D y B12, esenciales para la salud de los huesos y de los dientes en todas las etapas de la vida.

-Frutas o jugo de frutas. Además de proporcionar al cuerpo carbohidratos, agua, vitaminas y minerales, son una buena fuente de fibra.

-Nueces, semillas y frutos secos. Son fuente de Omega 3, proteínas y fibras, mejoran la digestión y dan saciedad ayudando a controlar el apetito.

¿Por qué es tan importante el desayuno?

Un desayuno completo genera saciedad y evita el "picoteo" entre comidas.

Para la médica nutricionista Zulema Stolarza (MN 44.455), presidente de la SAN, la primera comida del día "ayuda a mantener una adecuada salud ya que contribuye a que las personas puedan cumplir con las cantidades de calcio, vitaminas y minerales recomendadas según estudios científicos".

"Además, está demostrado que las personas que desayunan alcanzan mejor los niveles recomendados de nutrientes necesarios para una buena salud", agregó.

Tras asegurar que desayunar bien es "un buen hábito alimentario", Stolarza enfatizó: "Está demostrado científicamente que los niños que desayunan y sostienen ese hábito a lo largo de su vida tienen mejor performance (concentración y memoria) en el colegio durante la mañana, que aquellos que no desayunan".

Y en ese sentido, destacó que "un desayuno completo y nutritivo genera saciedad hasta la próxima comida, suprimiendo la necesidad de 'picar' alimentos con alto contenido graso y de azúcares entre las comidas, que suelen sumar calorías y contienen pequeñas o nula cantidad de vitaminas y minerales".

Así las cosas, y antes de tomar un café negro a las corridas antes de salir de casa, vale recordar que "un desayuno nutritivo y balanceado es fundamental para reponer el azúcar perdido durante las horas de reposo e incorporar todos los nutrientes necesarios para gozar de buena salud y comenzar el día con energía", insistieron las especialistas.
Más de

Comentarios