Es co propietario de una empresa off shore

El ex vicegobernador Daniel Gallo implicado en “Panamá Papers”

El Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación puso a disposición el listado completo de 200 mil empresas, fundaciones y fondos de inversión que operaron en paraísos fiscales desde 1977, en lo que constituyó una megafiltración de 11,5 millones de documentos del bufete panameño Mossack Fonseca que actuó como intermediario de las operaciones. El ex compañero de fórmula de Carlos Manfredotti figura como copropietario de la firma 'United Red Dragons Limited” (la traducción del nombre sería Dragones Rojos Unidos).
miércoles, 11 de mayo de 2016 · 09:37

El ex vicegobernador y ex Diputado por Tierra del Fuego aparece en unos documentos como copropietario de una empresa offshore, según la investigación internacional conocida como "Panamá Papers” que realizó el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ), la información se hizo pública al liberarse un listado con las 200 mil empresas que se encuentran apostadas en el paraíso fiscal.

 

En la lista de 270 compañías offshore argentinas figura "United Red Dragons Limited” (la traducción del nombre sería Dragones Rojos Unidos) cuyos dos "copropietarios y accionistas” son "Daniel Oscar Gallo” e "Ignacio Emérito Denis”.

 

La empresa creada en jurisdicción de las "Islas Vírgenes Británicas” (en el Mar del Caribe) fijó domicilio en Taipei, la capital de la isla de Taiwan, y aparece "activa” desde mayo de 2015.

 

Gallo es contador público y tras la finalización de su mandato como vicegobernador, en el período 2000-2003 (junto al gobernador Carlos Manfredotti) y como diputado en el período 2004-2007, regresó a su cargo en la Administración Nacional de Aduanas.

 

Desde ese lugar también integró la comisión del Área Aduanera Especial, donde se tratan temas vinculados con el régimen de promoción económica vigente en la provincia.

 

El ex funcionario de la provincia también sigue siendo investigado en una causa penal por presunto lavado de activos, que deriva del denominado "escándalo Glisud”, en alusión a una empresa fantasma que operó durante el manfredottismo para quedarse con propiedades del Fondo Residual del Banco de Tierra del Fuego.

Comentarios