RÍO GRANDE

Pérez inspeccionó obras de la margen sur

El mandatario comunal recorrió las obras pavimentación de la calle “Santísima Trinidad” y la apertura de la calle “El Esquilador”, así como la colocación de pluviales y la construcción de una plaza de juegos en el barrio “Batalla de Georgias”. “Será un nuevo acceso rápido y seguro para los vecinos de la Margen Sur”, destacó Martín Pérez.
miércoles, 13 de enero de 2021 · 15:32

El intendente de Río Grande, Martín Pérez, destacó los avances de obra sobre la calle “Santísima Trinidad”, correspondientes al barrio “Batalla de Georgias”, tras inspeccionarla durante un recorrido que hizo junto a la secretaria de Planificación, Inversión y Servicios Públicos, Silvina Mónaco.

Se trata de trabajos de pluviales que acompañarán la posterior pavimentación de dicha arteria; además de la apertura de la calle “El Esquilador” y también la construcción de una plaza de juegos para los vecinos de la zona.

“Hemos comenzado con una obra que es realmente muy importante para la zona”, comentó el mandatario comunal, quien argumentó la decisión de “comenzar a intervenir con obras en este barrio” en el hecho de que “los vecinos y vecinas hace mucho tiempo reclamaban la intervención municipal; primero por el cuidado de las calles, y luego por el mejoramiento vial en general”.

El Intendente de Río Grande adelantó que la calle Santísima Trinidad “va a ser una arteria central para que los vehículos que llegan a la Margen Sur tengan un nuevo acceso rápido y seguro”.

En ese marco anotó que “el final de la obra, pronosticada para de febrero, implicará también la apertura de la calle El Esquilador (frente a la Oveja Negra) para que los vecinos cuenten con una nueva vía de acceso a esta zona de la ciudad”.

Cabe señalar que, a raíz de la ejecución de esta obra, se podrá acceder por la calle “El Alambrador”, como también por la arteria “Santísima Trinidad”.

La secretaria de Planificación, Inversión y Servicios Públicos precisó que “la pavimentación de la calle ‘Santísima Trinidad’ va desde Mirko Milosevic hasta Submarino Santa Fe, donde se une con el pavimento ya existente”.

“Son, aproximadamente, 500 metros lineales por 10 metros de ancho, lo que incluye una importante obra de pluviales, que se realiza de manera previa a los trabajos de pavimentación”, detalló Mónaco, quien observó que “esto implica la colocación de 6 sumideros y 4 bocas de registro para resolver la conducción de agua lluvia, trabajo vital antes de realizar una obra de pavimentación de estas características”.

Comentarios