ACTUALIDAD

El Gobierno anterior encubrió cuentas de Báez en Norteamérica

Cristina Kirchner otra vez es foco de atención y las cuentas de Estados Unidos de propiedad de Lázaro Báez no son la excepción.
lunes, 27 de junio de 2016 · 00:00
El gobierno de Cristina Fernández ocultó e intentó borrar por completo el rastro de 123 empresas ligadas a Lázaro Báez y su entorno en los Estados Unidos, a pesar de disponer de esa información dos años antes de dejar el poder.
 
Según publicó hace algunas horas el diario Clarín, los primeros datos llegaron en octubre de 2013 y siguieron hasta hace un año.

¿De dónde vienen los datos que se quisieron omitir?
De un mecanismo llamado Discovery, que inició el fondo NML (de Paul Singer), para rastrear el dinero del presunto testaferro de la familia Kirchner. Fueron decenas de mails y documentos enviados por el estudio de abogados contratado por la gestión kirchnerista en Nueva York.

La información recibida por fuentes oficiales y judiciales fue borrada de las computadoras de la Procuración del Tesoro.
 
Incluso desaparecieron discos duros y la principal responsable es la ex titular Angelina Abbona, cercana al ex secretario de Legal y Técnica Carlos Zannini. El escándalo fue tan grande que la ex funcionaria debió devolver el disco rígido de su computadora a la nueva administración y, al hacerlo, argumentó que se lo había llevado a su casa para hacer una copia de los archivos.

Así fue que la nueva administración consiguió recuperar parte de las decenas de correos electrónicos y datos que ya están en manos de la Justicia. Hay que recordar que la Unidad de Información Financiera (UIF) denunció y pidió que los cuatro hijos de Báez sean detenidos e indagados por las cuentas que se les descubrieron en Suiza.

Los mails recuperados provienen desde Nueva York. Las respuestas de los funcionarios de la Procuración del Tesoro, si las hubo, hasta ahora no aparecieron. Por el escándalo, ya tomaron intervención varios organismos oficiales como la misma UIF y el Ministerio de Hacienda y Finanzas.

También desaparecieron archivos que se produjeron a lo largo del Discovery. Los mismos, resguardados por una orden de protección, contienen información sobre cuentas y transacciones de Báez y otros personajes influyentes, como el primer financista de Lázaro y Néstor Kirchner: Ernesto Clarens.
Más de

Comentarios